03 noviembre 2011

La isla de los capados

Había una isla en donde capaban a todos los hombres cuando cumplían los 30 años, la tradición consistía en caparlos según su oficio. Llegó el día de la ceremonia y en la plaza central había una larga fila de treintañeros llorando.

Pasó el primero y le preguntaron:

- ¿Profesión?
- Carpintero

Y le cortaron la polla con un serrucho.

Después venía un albañil y se la reventaron de un ladrillazo.

Luego, un carnicero y se la cortan con un cuchillo.

Y así sucesivamente, hasta que llega el último que venía muerto de la risa. El encargado de la ceremonia le pregunta, asombrado:

- Oiga, están a punto de cortarte la polla y usted se ríe a carcajadas. ¿De qué se ríe?

- Es que yo soy heladero y me la van a tener que chupar hasta que se gaste!!!

Tomado de: http://www.lonuncavisto.com/

No hay comentarios: