25 octubre 2015

Reflexion

Nunca abandones el sendero, nunca comas una manzana tirada por el viento y nunca te fíes de un hombre cuyas cejas se junten
-Abuelita