11 octubre 2016

Descifran un misterioso código vikingo

No era infrecuente que los vikingos usásen códigos al escribir en runas. Lo que no está muy claro son los motivos que les llevaban a hacerlo. Quizá fueran mensajes secretos dirigidos a un destinatario específico. Los científicos nunca se han puesto de acuerdo sobre el asunto.

Ejemplos de estos códigos pueden encontrarse en toda Escandinavia, pero también en las Islas Británicas y otros lugares donde los vikingos y otros pueblos nórdicos dejaron su huella.

Ahora K. Jonas Nordby cree haber encontrado la solución al descifrar un código llamado Jötunvillur, que ha desconcertado a lingüistas e historiadores durante años. Según asegura los códigos debían ser inherentes al aprendizaje de las runas. De modo que cuando las personas aprendían a escribir y leer también aprendían los códigos al mismo tiempo.

Este uso de códigos como herramienta educativa no sería tan extraño como puede parecer. Teniendo en cuenta que no había escuelas, el conocimiento del alfabeto y su apredizaje debieron propagarse mediante su asociación a juegos, poemas y códigos, que serían más una ayuda nemotécnica que una forma de ocultar el sentido de lo escrito.

    Muchos piensan que los vikingos usaban la criptografía para ocultar mensajes secretos. Yo pienso que los códigos se usaban como un juego para aprender las runas, más que para comunicarse

Lo que lleva a Nordby a pensar esto es que el Jötunvillur está escrito de tal forma que su interpretación es ambigua. De hecho este código sólo puede ser escrito, no leído, porque sería absurdo usarlo para comunicar mensajes.

Así, la conclusión es que los vikingos memorizaban los nombres de las runas con la ayuda del código. Porque todas las runas tienen nombre. Y el Jötunvillur funciona intercambiando el signo de la runa por el último sonido en el nombre de la propia runa.
Por ejemplo, la runa para la letra U se llama urr. En el código se la representa codificada con la runa para letra R.

Aquí hay otra dificultad, y es que hay muchas runas que terminan con el mismo sonido, lo cual hace más dificil su identificación.

Otro de los aspectos que refuerzan la teoría del juego es que muchas runas comienzan con un desafío: Interpreta estas runas. Sería una especie de competición con uno de los pocos entretenimientos que habría por aquella época, la escritura.

Una de las runas codificadas más conocidas, encontrada en las islas Orkney, empieza con estas palabras: “Estas runas fueron talladas por el hombre que más sabe de runas al Oeste del mar”. Claro que sólo aquellos que fueran igual de sabios y pudieran descifrar el código podrían haberlo leído.

Tomado de: http://www.labrujulaverde.com/2014/02/descifran-un-misterioso-codigo-vikingo