09 abril 2018

Azazel


En el Libro Primero de Enoch, Azazel es uno de los líderes de los 200 Grigori que fueron expulsados del Cielo. Tras su caída, Azazel enseñó a los hombres a fabricar espadas escudos, otros instrumentos de guerra y espejos, y a las mujeres les enseñó a engalanarse y maquillarse. Dentro de la literatura rabínica, el Tárgum y el Levítico, Azazel no es un demonio sino el chivo expiatorio en el que se depositan los pecados del pueblo. En El Zohar, Azazel no es ya simplemente uno de los líderes de los ángeles que se mezclaron con mujeres humanas, sino que es el líder principal de aquellos. En el apócrifo libro del Apocalipsis de Abraham, Azazel es “señor del infierno” y “seductor de la Humanidad”, y su aspecto es el de un demonio con 7 cabezas de serpiente, 14 caras y 12 alas. Por otro lado, las leyendas hebreas dicen que fue Azazel el ángel que se negó a servir e inclinarse ante Adán, y teóricamente tendría su equivalente en Eblis o Iblis, ángel de la tradición islámica que hace exactamente lo mismo, alegando que “¿por qué debería un hijo del fuego inclinarse ante un hijo del barro?”. En cuanto a su origen, vemos que Maurice Bouisson, en Magia: su historia y principales ritos, afirma que Azazel fue originalmente un dios semítico que posteriormente, en el terre

no de las creencias, se degradó hasta ser visto como un demonio. Por último, en el libro Ángeles Caídos de Bamberger, Azazel aparece como la primera “estrella” (las estrellas simbolizan ángeles) que cayó, por lo cual, enlazando con el hecho de que Eblis sea su equivalente en la tradición islámica e incluso en las leyendas judías aparezca como el primer ángel que no se inclinó ante Adán, podemos pensar que, desde una amplia gama de interpretaciones, Azazel no es sino otro nombre de Satanás.

No hay comentarios: